8 nov. 2015

Los nuestros - Temporada 1

¡Ojo, con posibles spoilers!

Esta serie la vi hace la tira de tiempo y hasta ahora no había hablado de ella, más que nada porque resultó ser, bajo mi punto de vista, un gran “meh”. Lo bueno de Los nuestros, es que es una miniserie de tres episodios sin posibilidad de continuación, ya que narran la historia de un rescate por parte del ejército de principio.

Por poneros en antecedentes, un grupo de yihadistas ataca a una familia en medio del desierto y secuestran a sus dos hijos. Es ahí cuando comienza la serie, con la planificación del ejército del rescate de esos niños. Después, comprobamos que no solo estos pequeños tendrán que ser rescatados, sino que dos personas pertenecientes al equipo, también resultan ser atrapados durante la misión.

Esto podría ser más o menos aceptable, sino fuera, -y aquí viene lo que más me ha chirriado en toda esta historia- que, estas dos personas (Alberto e Isabel) han vivido recientemente una historia sentimental que no ha terminado bien. ¿A qué se debe esto? Él estaba casado y con una hija, le estaba siendo infiel a su mujer y además no tenía los santos cojones de elegir, sino que estaba con las dos. Isabel, harta de esto, se lo había contado todo a la mujer (momento agradable donde los haya). La historia había terminado con Alberto sin mujer y sin amante (por listo).

Por este motivo, además del secuestro, en la trama de la serie tiene gran importancia el reencuentro entre Alberto e Isabel: como, después de lo sucedió, se enfrentan al hecho de tener que trabajar juntos. Y no solo eso, sino acabar secuestrados junto a los niños, teniendo si cabe más responsabilidades a sus espaldas.

No están mal esas escenas, sobre todo porque Blanca Suarez clava alguna de ellas… pero digamos que no iba a simpatizar con lo que representaba la trama sentimental ni aunque lo intentara. Otro aspecto que no me convence es la trospidez de los actores contratados. Con esto quiero decir que más bien parecía que todos estaban disfrazados para hacer algún reportaje en la SuperPop que rodando una serie. ¿No hay gente fea en el ejército? En vez de "Los nuestros" se tendría que haber llamado "Los modelitos" o "Los guapos". Este hecho también ha facilitado que algunas actuaciones sean… las que son. Pero no pongo ejemplos y que cada espectador se quede con lo que prefiera de la serie.

Por último, comentar que al ser tres episodios, sirven como introducción, nudo y desenlace, siendo el tercero el más interesante de todos. El final, agridulce, me ha parecido bastante sensato y realista, tanto por la misión como por la situación de “limbo” en la que se queda la relación entre Isabel y Alberto.

Y vosotros, ¿La habéis visto? ¿Qué opináis?

1 comentario:

  1. Hola, vi esta mini serie en la tele cuando la echaron, ya ni me acordaba XD. La verdad es que me pareció bastante entretenida de ver, pero como dices tú, el tema amor ¡meh! No se, le quitó importancia a otras cosas, y era un poco lo típico, no se, tampoco me hizo especial gracia, pero bueno. Se ve en un momento y es entretenida :)

    ResponderEliminar

Muchas gracias por vuestros comentarios en cada entrada, siempre es un placer conocer vuestras opiniones y debatir.